Archivo
Publicidad
Facebook



Olvidaste?

Archivo del 8 de Junio de 2017

Cuatro jóvenes de la localidad han sido elegidos damas y caballeros para representar a la juventud guardense

JOSE CARLOS DIEZ / GUARDO

Las fiestas de Guardo siempre han contado con protagonistas y éstos son las damas y caballeros de las fiestas, honor que este año ha recaído en cuatro jóvenes de la localidad: Verónica Alcalá, David Liébana, Álvaro Martín y Ana Hompanera.

La primera de todos tiene 18 años y trabaja como camarera en el mesón La Chuleta de Guardo, un trabajo que no le impide tener como meta estudiar en un futuro próximo en Valladolid un ciclo de farmacia y parafarmacia, algo que le apasiona. Por su parte, David Liébana, de 18 años, junto a Álvaro y Ana, estudia en el IES de Guardo, duramente, puesto que su objetivo es estudiar INEF y, en caso de que no le llegue la nota, Informática.

Álvaro, que tiene 17 años, estudia primero de bachillerato y tiene claro que del instituto pasará al ejército, donde se preparará para dar el salto a Guardia Civil o Policía Nacional.

Ana, que también tiene 17 años, no tiene decidido lo que va a estudiar aún y asegura que “dependerá de para lo que me den las notas”.

Todos forman parte del mismo grupo de amistades y tuvieron claro que si uno de ellos se presentaba para formar parte de las damas y caballeros, los cuatro iban a ir juntos. “El año pasado empezamos Álvaro y yo a hacer el tonto diciendo que nos íbamos a presentar. Álvaro engañó a Ana y Ana a David y aquí estamos”, asegura Vero mientras todos sus amigos ríen y asienten con la cabeza, recordándolo con nostalgia de hace días.

Tal es su unión que todos ellos forman parte de una de las peñas de fiestas de la localidad, la Peña Drink Team y, como buenos fiesteros, aseguran que “todas las fiestas están bien, pero este año las de Guardo las viviremos de una forma diferente”.

Saben que ser damas y caballeros es una responsabilidad y que, por ello, les va a tocar ir a alguno de los actos que pueda parecer más aburrido a los jóvenes, como puedan ser la misa o los actos más institucionales. “Es una cosa que conlleva el haberse apuntado. Hay cosas que no hemos ido a ver nunca y que ahora, por obligación, tenemos que ver. Igual hasta nos gustan”, explican los jóvenes, que no rechazan salir de juerga en ningún momento.

Aunque si hay otra cosa en la que coinciden es que “lo que más gusta de las fiestas de Guardo son las verbenas y el ambiente que tiene el pueblo durante las fiestas. Se ve mucha gente en la calle y se te hace raro el pueblo cuando pasan las fiestas y se queda desierto”

Uno de los más juerguistas del grupo es David que cree que lo que le falta a Guardo para atraer a más gente son más fiestas, aunque lo dice de cachondeo, puesto que no ve mucho futuro en el pueblo y todos emiten un diagnóstico: falta trabajo.

Aún así, todos planean estudiar o trabajar fuera, pero quieren volver a disfrutar de la tranquilidad que ofrece Guardo. En cuanto a la polémica generada por la actuación de Kiko Rivera en las fiestas, David también fue contundente: “que venga y si no les gusta, que no le vean. Es un entretenimiento más. Habrá gente que no le guste la misa y no por ello se pide que se quite”, aseguraba el caballero.

Humor amarillo

Por su parte, Álvaro aseguraba que lo que nadie se puede perder es la carrera de flotadores y el espectáculo de humor amarillo. “Es muy divertido, te ríes y lo pasas bien”, explicaba.

Por último, todos quisieron invitar a participar en las fiestas porque para ellos tienen algo de especial: no son tan sencillas como puedan parecer, son largas, con un programa muy variado, en el que hay actividades para todas las edades.

Compartir

Mamerto Fernández recordará en el pregón anécdotas y vivencias de toda una vida ligada a Guardo y a las fiestas de San Antonio

JOSE CARLOS DIEZ / GUARDO

La cachava es lo único que delata la edad de Mamerto Fernández, un hombre de espíritu joven que sólo se acuerda de sus 90 años si se los preguntas. Allí donde hay fiesta, verbena o sarao, está Mamerto. Este año, durante las fiestas de San Antonio, a las que siempre ha estado ligado, tiene una misión importante, la de pregonero, algo de lo que se siente orgulloso aunque en un primer momento intentase rechazar el cargo.

“Me llamaron Yoli y María José, que habían estado hablando, que tenía que ser yo el pregonero”, asegura Mamerto, “Dejadme de líos”, les consestó, pero la insistencia de las ediles consiguió convencerle.

“Es nuestro pueblo y por el pueblo hay que hacer lo que haga falta”, explica Mamerto, un verdadero patriota guardense, algo que demuestra con el escudo de Guardo adornando la solapa de su traje.

Las de San Antonio son unas fiestas muy especiales para él. “Me acuerdo desde niño de las fiestas. Me acuerdo de cuando vinieron las primeras barcas, eran un sube y baja, que valían 30 cts. en el año 34. Las pusieron en la Plaza don Edmundo. Si montaba una persona mayor con los niños, nos ponían saquitos de arena, porque no bajaba. Aquello fue un acontecimiento para el pueblo”, explica con nostalgia.

Aunque uno de los momentos que recuerda con más cariño es el año 1970, cuando participó en la comisón de festejos con el difunto Tomás Monge. “El Ayuntamiento siempre daba una bolsa a los pobres de solemnidad. 72 había registrados ese año. En la bolsa siempre había, entre otras cosas, garbanzos, arroz y chocolate. Este año dijimos Tomasín y yo que íbamos a dar un pollo y se le dimos. Al dar la bolsa de costumbre, les dimos un pollo. Decían “cómo se nota que sois de Guardo”” recuerda.

Aunque también recuerda otros momentos, como las corridas de toros que ha habido en Guardo o las dos ediciones del Festival de la Canción Minera, en el que los artistas de mayor prestigio del panorama nacional acudieron hasta Guardo para poner su voz y música sobre el escenario del antiguo Valdehaya.

Asegura Mamerto que en su pregón hablará “de todo un poco” pero que sobre todo “intentaré no ser pesado. Durará unos 15 o 16 minutos” y, entre otras cosas, recordará el año 1934, en el que existió una Miss Guardo, llamada Nieves Diez, hija de un combatiente en Filipinas.

De las fiestas de ahora, lo que más le gusta a Mamerto es el folclore y la alegría. “Es de año en año, así que bastante poco es. Lo de la noche ya se me pasó el caliente, pero a las verbenas sí que voy. A la del Barrio Barruelo no falto, siempre subo. Es la primera verbena y todos van. Se conoce que la gente tiene ansias de fiesta”, explica.

Asegura Mamerto que “todo lo que he podido hacer por el pueblo lo he hecho. Y todo lo que me pidan, lo seguiré haciendo, al menos, lo poco que nos quede”, concluye en esta entrevista, en la que se muestra visiblemente emocionado al recordar las anecdotas.

Compartir

El regidor defiende las actuaciones de Kiko Rivera, Siniestro Total y Ventino como los principales focos de atracción de San Antonio

JOSE CARLOS DIEZ / GUARDO

El alcalde de Guardo recibe para esta entrevista a El Norte de Castilla en su despacho del edificio que alberga el Ayuntamiento de Guardo desde que se demoliese la anterior Casa Consistorial. Quizás sea esta la última vez que sea así, puesto que en esta ocasión, quizás por la alegría de la cercanía de las fiestas, el regidor guardense ya da una fecha de apertura del nuevo Ayuntamiento, la víspera del próximo San Antonio de 2018. Estas son las décimas fiestas que vive en la alcaldía, una década en la que ha vivido momentos muy fáciles, pero también muy amargos. Esta es la tercera legislatura después de haber gobernado en minoría, con apoyos puntuales del extinto Nuevo Guardo, en mayoría absoluta en la anterior y nuevamente en minoría en esta, aún con apoyos puntuales del portavoz de Ciudadanos. Fue esta precisamente la legislatura más ligada a las fiestas, puesto que la elección del alcalde fue en un pleno extraordinario convocado el día del patrón, San Antonio, el 13 de junio. Unas fiestas que el alcalde de Guardo, como guardense, vive con alegría, aunque también con fervor por el patrón. No se pierde la misa de San Antonio, que tradicionalmente se celebra en la Iglesia de San Juan, ya que es uno de los actos más solemnes y emotivos de las fiestas y uno de los que, personalmente, más le gustan.

¿Cómo se avecinan las fiestas de San Antonio 2017?

Entretenidas si el tiempo lo permite. Hay un poco de todo: expectativa y expectación. Además, este año, hemos tenido propaganda gratuita (ríe, en clara alusión a Kiko Rivera). El tiempo es uno de los factores más importantes. Si bien hacen falta lluvias, no justo en ese momento.

Este año la polémica ha estado servida con la actuación de Kiko Rivera…

Nos ha dado una propaganda gratuita, como decía antes. En algunos casos para bien y otros para mal, pero se ha hablado de ello. Todos podemos tener un pensamiento y puede no agradarnos algo. Lo que está claro es que esa actuación está en un paquete, que es similar a como viene en los coches el aire acondicionado o un techo solar. Las redes sociales son estupendas y ofrecen posibilidades de comunicación maravillosas, pero queda mucho por mejorar en cuanto al anonimato. Desde la política hay que hacer una reflexión del significado que tienen las peticiones y las manifestaciones en redes. ¿Debes hacer caso a la opinión de la gente? Si. ¿Puedes sucumbir a lo que dicen las redes sociales independientemente de si es beneficioso o no? No. Si mañana hacemos un change de “juntos contra los impuestos” habría millones de adhesiones. Ahí entra la inteligencia y unas opiniones están formadas por la razón y otras por el impulso. Si yo tuviera que hacer un Change lo haría contra el pulpo, porque es la atracción en la que más dinero se deja mi familia (ríe).

Desde hace varios años se celebran toros en Guardo. A la par, se han celebrado manifestaciones anti-taurinas. ¿Sigue respetando ambas manifestaciones, después de que nunca se hayan registrado incidentes?

Respeto esas opiniones. No soy un talibán ni de los toros ni de los antitaurinos. Me gusta el colorido de los toros y la música, pero no me gusta la sangre. Entiendo que haya gente a la que no le guste, pero seguramente maltrato animal también sea criar animales enjaulados para comer.

En el programa de fiestas se puede ver que repiten novedades del año pasado…

Siempre hemos intentado hacer fiestas participativas y algunas veces damos en el clavo. Desde el Ayuntamiento debemos establecer los marcos adecuados para desarrollar una serie de actividades, debemos ser los encauzadores de las ganas de festejar de la ciudadanía. Somos más partidarios de la fiesta participativa que de la fiesta espectáculo. ¿Qué es la fiesta? Reírme, chistes, baile, copas, colorido… Debemos incitar a la gente a que salga y participe, aunque sea con elementos tan pequeños como unos patitos de goma o unos flotadores. Los gigantes y cabezudos, por ejemplo, también son un elemento participativo de las fiestas.

¿Y se participa?

Vamos mejorando, pero aún queda camino por andar. Las fiestas son, en muchas ocasiones, igual que las procesiones. Está muy bien que haya gente en los laterales, pero lo importante es lo que hay en el centro de la calle. En las fiestas es más importante que haya 80 personas de Guardo tocando en un grupo (en alusión a la Banda de Música) que la actuación de un grupo importante. Hay veces que no logras despertar a la gente, pero quizás nos falta capacidad comunicativa. Interiormente pensamos que el evento tiene tanta enjundia que creemos que se va a llenar y… Me entusiasmó el momento de inauguración del pendón, pero finalmente no despertó el interés que yo creía que iba a despertar, no había mogollón.

Hablando del pendón, ¿podremos verlo durante las fiestas?

No es un elemento del Ayuntamiento, es un elemento de representación del pueblo. Hay que darle un protocolo de uso. Posiblemente debería haber una Asociación del Pendón que promocionara, llevara y cuidara el pendón. En algún momento debería estar, como por ejemplo en las damas o en la misa. El pendón debe de estar donde esté el pueblo, representando al pueblo. ¿Debe de estar en la procesión de Semana Santa? No ¿En la misa del patrón? Pues sí… El pendón no puede quedarse parado ni pasarse de vueltas. Si mañana se inaugurase el Ayuntamiento, debería estar ahí. Hay que buscar un camino adecuado.

Un tema interesante el del Ayuntamiento. ¿En qué situación está la obra?

El viernes recibimos la comunicación de la concesionaria de que no podían continuar en el proceso al haber declarado el preconcurso. Eso indicaba que iba a ser poco fácil cumplir los tiempos. Hemos pasado al siguiente y están en plazo de formalización. Inmediatamente convocaremos un pleno de adjudicación para firmar el contrato cuanto antes. A finales de junio deberían estar trabajando. La cristalería, cerramiento y demás, debería ser lo primero que se empezase, todo el exterior.

¿Cuáles son los pasos que se van a dar?

Lo primero es cerrar el edificio y poner los ascensores en marcha antes de que termine septiembre para que no se caduquen las licencias. El 20 de abril debería estar entregada la obra. Ahí habría que hacer adjudicaciones para terminar el equipamiento. El día 12 de junio debería estar todo acabado para los actos de inauguración durante las próximas fiestas de San Antonio 2018.

¿Cuáles son los proyectos que se están llevando a cabo?

Estamos actuando en la zona deportiva, para levantar un muro que había tirado el viendo hace años, hemos terminado la fosa séptica de Intorcisa y está a punto de instalarse la de Muñeca. También vamos a actuar en la zona de juegos de Fuentes Carrionas y se está preparando el proyecto de urbanización de la Camareta.

Volviendo a las fiestas, parece que Guardo siempre contrata grupos que suben a lo más alto, este año con Ventino…

Hay veces que coincide que escuchas algo que empieza a sonar y decimos que si les cogemos antes de tiempo, nos podemos permitir el lujo. Esas pautas se van siguiendo y van triunfando. Son gente que vemos con potencial y siempre se ha acertado, como con Morat, La Oreja de Van Gogh, Melendi, Melocos…

Si Kiko Rivera puede venir, ¿por qué no Taburete?

Taburete es un grupo compuesto por los hijos de varios condenados por corrupción, como el hijo de Bárcenas. Esta decisión la tomaría cualquier Ayuntamiento. Ahora mismo es un grupo que está llenando allí donde va, pero no tiene comparación a que su actuación la organice una empresa privada o un Ayuntamiento con dinero público.

En los últimos años, vemos que se programan dos conciertos “potentes”. Este año Ventino y Siniestro Total. ¿Es ya una tradición?

En cuanto a la música, siempre ha habido algo de este tipo. Ahora es Siniestro Total y antes era Manolo Escobar. Hay gente que pasó su juventud con un tipo de canciones y les gusta volver a recordar. Está bien que haya conjuntos de este tipo que sigan manteniendo la calidad.

¿Es fácil organizar unas fiestas como las de Guardo?

Es muy difícil hacer un programa festivo participativo, que dure x días y que cuadre en el presupuesto. Hay que darle muchas vueltas. Una ciudad grande coge, saca un concurso y se lo organizan todo. Sólo deben tener claro lo que es principal. Aquí te tienes que preocupar de enganches, templetes, … etc.

¿Cuánto cuestan este año las fiestas?

75.000 Euros. Ha aumentado el presupuesto porque después de todo, hay otros años que nos hemos gastado eso sumando los imprevistos que van surgiendo.

Sabiendo que la misa es su momento favorito, ¿con qué otro se quedaría?

Con la misa, sin duda (ríe). El primer día de fiestas me gusta por la expectativa en la calle, me gusta la presentación de las damas y el espíritu de las fiestas que se respira, pero lo que más me gusta es el concierto de la Banda, me gusta una barbaridad, me pone los pelos de punta. Aunque he de reconocer que el año pasado con los patitos me lo pasé genial.

¿Una invitación?

Las fiestas es algo que tiene que servir para que la gente del pueblo descanse, celebre y festeje. A los del pueblo siempre les invito a que salgan, a las que les gusten más, más. A las que les gusten menos, que vayan a ver. Que quieran a su pueblo, confíen en su pueblo y se diviertan con y en el pueblo. Si los de fuera quieren compartir las fiestas con nosotros, que vengan.

Compartir
Calendario
Junio 2017
L M X J V S D
« May    
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
2627282930  
Publicidad